ABOGADOS DEL DIABLO QUE HAN PASADO POR AQUÍ

domingo, 4 de mayo de 2008

EL SPA


El viernes fuimos mi mujer y yo al Hotel Barceló Novo Sancti Petri de Chiclana para recibir un par de sesiones de masaje en su "Spa". Estos lugares se han hecho de rabiosa actualidad en los últimos años, y en ellos las personas huyen de sus ajetreadas vidas y ocupaciones para "relajarse". No pudimos ir al Spa propiamente dicho, pero sí a que nos dieran un par de masajes. Dos chicas muy jóvenes y monas nos llevaron a un cuartito perfumado, iluminado por velas y con dos camillas y allí nos dieron un par de masajes de 25 minutos cada uno. Llevábamos tiempo queriendo ir -sobre todo ella- al Spa y un cliente mío se enteró y nos regaló una sesión a cada uno. La otra la pagamos nosotros. Al parecer el Spa -las piscinas, los chorros de agua y demás- son sesiones de tres horas, pero el masaje -en sus distintas modalidades- son sólo de 25 minutos.

Por un error de comunicación -no creo que fuera una venganza- me dieron un masaje relajante en las piernas que me vino muy bien, sobre todo en los pies y otro llamado "Sport" en la espalda. ¡¡Vaya paliza!! En un momento pude ver que la chica apoyaba sus piernas en la columna de la pared para hacer presión en mi espalda. Ví las estrellas vamos, pero sin quejarme, por supuesto. Faltaría plus. Lo peor fue que me dieron un "slip" para ponérmelo al desnudarme y cuando me coloco ese artilugio era menos que un tanga. Me sentí tan sumamente ridículo que me lo quité y me quedé en calzoncillos. Se me veía parte de las nalgas y la parte superior de lo de delante. Vale que soy muy grande y tal pero eso era patético y me negué a vestirme así. Al menos mi mujer no llevó la cámara de fotos para "inmortalizarme". Entre esa foto y el video de mi despedida de soltero podría buscarme la vida en otro sector diferente a la abogacía del diablo...




Lo cierto es que los masajes me parecieron caros, 32 € cada uno, pero el servicio fue muy bueno y se ve el lujo aunque sea momentaneamente de cerca. Allí había mucha gente VIP o al menos de la alta burguesía, que diría Miguel Velez, gastándose sus beneficios logrados en Forum Filatélico, supongo. No me sentía muy cómodo allí, será que soy más sencillo que todo eso, aunque mi mujer disfrutó al máximo, sobre todo cuando fuimos despues del masaje a tomarnos un tentempié en el bar del hotel y nos pusieron un sandwich y una tarta de chocolate riquísimos.

Le he prometido que volveremos a ir, especialmente al Spa, que es lo que ella se quedó con las ganas de probar. Aunque lo haré a desgana, lamentablemente. No me van estas cosas de ricos.

10 comentarios:

historiahispania dijo...

jajaja, muweno, aunque no sé pa que me río, de vez en vez se pasan aros por el estilo. Hace tiempo que el dobladillo aceitoso de caballa perdió la batalla ante cualquiera de las ofertas de plástico en franquicias.
En cuanto a lo de lujo, alta burguesía y poder difiero un poco. ¿Conoces la TEORÍA DE LOS CIEN?

MIGUEL V.

VENTILADORCULAR dijo...

A mí el lujo creo que no me molesta, pero sí que necesito intimidad. No me gusta estar ahí en jacuzzi con un montón de peña. Bueno que no sé si fue tu caso.
Yo sí sé lo que a tí te gusta. Cinco o seis amigachos con sus respectivos paquetes de patatas por dos, sus cervecitas y cocacolas, hamburguesitas y viendo un partido de la selección. ¿A como no? JEje.

Ahora ostias me cago en la puta, que yo no vaya a ver una instantánea del tangazo, no me lo perdono. Aunque bueno ya nos vimos con aquel albornoz hiperhortera en donde Cachuli

Raquel dijo...

Tengto que decir que deseaba ir hacia bastante tiempo al Spa ya que no tengo otra vida que no sea atender a mi hija, lavar, planchar, cocinar y cumplir con mis relaciones maritales, como diria mi madre.

Todas necesitamos u n dia de relax, ya que no tenemos esos 90 minutos de futbol o 50 de baloncesto.Nosotras preferimos otras cosas como el Spa,si me hubiera llevado cundo lo propusimos pues no hubiera pasado lo del slip.Parecia que tenia un calzoncillo de bebé.

Nos reimos y nos tomamos un timpo de relax que nos hacía bastante falta.

Fué una experiencia inolvidable, se la recomiendo a todo el mundo.

VENTILADORCULAR dijo...

EH, eh , ehhhhhhh, que el basket dura 48 minutos, no cincuentaaaa.... HAcerle pasar por eso a mi amigo, amos eso no te lo perdono raquelillaaaaaaa. ¿Al final no hubo mulatito dando masaje?

Raquel dijo...

No hubo mulato ni na, todo lo contario, unas chavalas muy jovenes y muy monas segun mi marido, jeje.

Otro dia voy sóla.

¿Sony, te apuntas?.

Baraka dijo...

¿chavalas monas? ¿Y qué?

Por un momento comprobé qué era eso del "quién me pone la pierna encima para que no levante cabeza".

qué paliza, dios mío, qué paliza...

P.D: dudo mucho de que el moro deje ir a sony al spa-masaje...

Baraka dijo...

Miguel, no conozco la teoría de los cien, solo la de los mil...

La de los mileuristas, vamos!!

historiahispania dijo...

Enrique, olvída la idea aprendida en la escuela. En el Planeta Tierra no hay 6.700 millones de personas. Nada más lejos. EN LA TIERRA HAY CIEN PERSONAS nada más; el resto 6.999.900 somos sus extras.
Venia a cuento por lo de "alta burguesía", las instalaciones que nosotros podamos pisar sin llevar gorra de lacayo serán siempre como mucho de clase media alta. A las instalaciones de los CIEN sólo podríamos entrar a limpiar sus inodoros, porque ellos usan inodoros no "vateres".
Que te sea leve la segunda visita.
SALUD

Baraka dijo...

Ostras!!

Acabo de darme cuenta que yo soy uno de los 100....

Supongo que los más carajotes!!

burburuja dijo...

eso tiene campo de golf, verdad?