ABOGADOS DEL DIABLO QUE HAN PASADO POR AQUÍ

sábado, 31 de enero de 2009

AMOR BORROKO


La Fiscalía de la Audiencia Nacional retiró hoy el cargo de terrorismo a Aitor Zubillaga Zurutuza --para el que pedía en un principio 10 años de prisión por su presunta participación en el ataque con cócteles molotov a la vivienda de un 'ertzaina', al que también quemaron su vehículo-- al considerar que el acusado actuó movido por el desamor, en un intento de impresionar a su ex novia que le había abandonado.

Durante el juicio, celebrado hoy en la Audiencia Nacional, la fiscal Susana Landeras mantuvo, no obstante, que Zubillaga sí cometió delitos de daños y tenencia de explosivos y participó en la acción contra el policía autonómico, cometida el 6 de septiembre de 2000 en la localidad guipuzcoana de Legazpi, aunque sus motivos no tuvieran relación con el intento de subvertir el orden constitucional y generar terror en la sociedad si no con el deseo de aparentar ante su antigua pareja que era valiente y decidido.

La fiscal, que redujo su petición de prisión a 4 años y 9 meses, basó sus conclusiones en la existencia de una carta que el acusado dejó bajo la almohada de su ex pareja poco después del ataque contra el ertzaina, una noche en la que, según reconoció Zubillaga ante la sala, acudió a verla con intención de suicidarse.

3 comentarios:

Ventiladorcular dijo...

Desde luego, que razón tienen los que dicen que querer resta años...aunque sean de cárcel!

MH dijo...

No entiendo nada, ¿por qué meten en la cárcel a los de violencia doméstica, si ellos lo hacen por amor?
Si es que no cabe un tonto más en
España, y en los tribunales menos.

Baraka dijo...

Lo dices por los jueces?