ABOGADOS DEL DIABLO QUE HAN PASADO POR AQUÍ

domingo, 11 de enero de 2015

POLÍTICAMENTE MUERTOS - La Voz de Cádiz-ABC 11-01-15



POLÍTICAMENTE MUERTOS

 

Montiel de Arnáiz

@montieldearnaiz

 

 

 

Se lo dije. Francia no hace presos. Me contestó que una agencia secreta los cogería antes para sacarles información y luego morirían. Acerté yo, aunque es probable que los asesinos de Charlie Hebdo no desearan ser interrogados y forzaran su muerte. En España, algunos se han atrevido a politizar el asunto, comparando el ácido humor de la publicación francesa con el criticado aneurisma que provoca El Jueves a alguno. Lo cierto es que las matanzas yihadistas, los Al-Qaeda o ISIS, no van a acabar. Cuando al fin salimos del gobierno del qué dirán, nos vemos instalados en el odioso buenismo, cercados por las lindes de lo políticamente correcto, y nos vemos abocados a la más terrible estulticia. Y a la destrucción. 

 

Si la matanza de París se hubiera producido en un diario español tengo claro que la policía hubiera sabido qué hacer. Luego aparecería la burocracia, ésa que tan bien representó Tim Burton en Pesadilla antes de navidad con el Alcalde, el funcionario electo incapaz de decidir. El escenario sería terrible: un par de asesinos yihadistas en un Covirán, escudados por varios rehenes, y las fuerzas de seguridad desplegadas en la puerta. El jefe de la operación dice que tienen que entrar ya y alguien le dice oye, cuidado, que han llamado del Observatorio de la Cultura Andalusí; antes de emplear la fuerza, manda al negociador, que además lo suministra el propio observatorio: un  P.A.S.P. (Psicólogo Andalusí Sobradamente Preparado). Cuando los terroristas han descerrajado un tiro al psicólogo desparramando su sabiduría andalusí por los suelos y parece que el asalto se va a producir por fin, una nueva llamada paraliza todo: el político de guardia, que sugiere dispararles a las rodillas. ¿Cómo dice? Hay que intentar no matar a nadie, que luego las asociaciones pro-vida nos crujen y nos llaman fascistas. Y hay elecciones. Oiga, así no hay quién trabaje. Luego querrán que saquemos los rehenes vivos y todo.

 

Y dentro, la parejita de asesinos, que ya ha pasado a los rehenes a cuchillo, monta que te monta una bomba con sus aliños y sus bastones. Si es que como en España no se asesina en ningún lado, se solazan, satisfechos, pensando en las huríes.


Foto: New Yorker

No hay comentarios: