ABOGADOS DEL DIABLO QUE HAN PASADO POR AQUÍ

jueves, 18 de abril de 2013

DÍAS COMO ÉSTOS

A veces uno desea volar, ser libre, extender las alas como la canción de Queen y volar lejos, muy lejos. Ver, desde la distancia, el orbe terráqueo y a sus pequeñas hormigas hormiguetear a su alrededor, andando, en coche, a caballo, como si fuera uno un google earth humano. No se trata de evadirse ni huir, quizá sí un poco de adquirir perspectiva, mirar a lo lejos y ver cosas desde la óptica de la distancia bien graduada. Hemos de ver nuestras prioridades que deben ser la familia, la salud, nuestra seguridad económica (no hacernos rico, sino no ser pobres). 

A veces uno desea volar, ser libre, pero una mesa plena de expedientes y un teléfono sin batería te dicen que es imposible evadirse de tu lugar en el mundo. Es complicado no, imposible. Pero hay que intentarlo, paso a paso, hasta la derrota final.

No hay comentarios: